Reservas
 

A las patatas fritas le salen competidores

17 Ago

A las patatas fritas le salen competidores

Batman y Robin, Sherlock y Watson, Tom y Jerry… y así podríamos decir infinitas parejas legendarias que van juntas al fin del mundo. Gracias a Aviburger, la patata frita ya no lo tiene tan fácil para acompañar a la hamburguesa por decreto. Llega la hora de saber que tiene que reinventarse o asumir que habrá días que tenga que delegar su presencia principal en los platos y compartirla con sus nuevos compañeros.

Cuando pides una hamburguesa en Aviburger te damos hasta cuatro deliciosas opciones para que decidas qué acompañamiento te apetece más ese día o cuál encaja mejor con el plato elegido. Todas las posibilidades son del más alto nivel, pero aquí entran los gustos de cada uno.

 

Patatas fritas tradicionales

Son años de experiencia y siempre estarán a la cabeza en los pensamientos de todos los que pidan una hamburguesa. Con una preparación especial, los patatas fritas de Aviburger son una delicia pensada y perfeccionada durante muchos meses para no separar una pareja que lleva tanto tiempo junta.

 

Patatas fritas trufadas

Con el paso del tiempo nos damos cuenta de que para estar más atractivos y llamar la atención tenemos que hacernos algún retoque o cuidarnos más. Las patatas fritas no van a ser menos. En Aviburger ofrecemos la tradicional patata frita hecha en aceite de trufas. Le dota de un punto que a los sentidos como el gusto o el olfato les vuelve locos.

Con un nombre tan llamativo, rara es la persona que escucha su nuevo apelativo y no tiene curiosidad por probarlas.

 

Aros de cebolla

Lleva un tiempo siendo el mayor dolor de cabeza para las patatas. Los más comilones siempre se decantan por los aros de cebolla y más si son los que hacemos desde Aviburger.

Con un rebozado especial y un exacto paso por el aceite para ser lo más crujientes posibles, nos encontramos con unos de los mejores aros de cebolla de todo Madrid. Una forma de realizarlos de lo más artesanal y cuyo resultado final recompensa todos los meses de pruebas para perfeccionarlo.

 

Bastones de boniato

La opción menos conocida en España se está convirtiendo en la elección recurrente de todos los que se han atrevido a probarlos. Los bastones de boniato, preparados en tiras y fritos como si fueran patatas, tiene un dulzor diferente que llama mucho la atención y se convierte en adictivo. Su tiempo de paso por el aceite es diferente al de las patatas dado que la consistencia de una y otra también son distintas.

Un acompañamiento innovador y de lo más sano. El boniato es rico en ácido fólico y está muy recomendado para las mujeres embarazadas. También es muy beneficioso para prevenir las infecciones y dotar de energía a la persona que lo consume.

 

En Aviburger no podemos hacer que te decantes por una opción más que la otra, lo sentimos. Esto es como decir a quién quieres más si a mamá, a papá, a los hermanitos… Lo que sí que podemos aconsejarte es que pruebes todas en algún momento y te quedes con la que más te encaje en cada situación.